DEA remueve bloqueo que impide investigaciones con cannabis en las universidades

247 0

El cannabis se mantendrá en la lista de sustancias más adictivas, peligrosas y sin valor médico, según lo dio a conocer el día de ayer la oficina de la Administración para el Control de Drogas DEA.

Síguenos En Facebook

Tras meses de análisis, la institución afirma haber tomado su decisión basado en la 2 “poca evidencia médica” que existe.

“La marihuana no tiene aceptación médica en los tratamientos de Estados Unidos […] La sustancia química de la droga, no es reproducible; la droga no está aceptada por expertos calificados; y la evidencia científica no está disponibles “, expresó la DEA.

Dentro de esta declaración se incluye lo que algunos han considerado como un acierto para la administración de Barack Obama. Se flexibilizará desde ahora la cantidad de cultivos de cannabis para realizar investigaciones científicas.

El presidente Obama ha declarado haber sido consumidor de cannabis, también ha manifestado que esta es una sustancia que no es más peligrosa que el alcohol. Esto ha permitido que el Departamento de Justicia no interfiera con las iniciativas de regulación en diferentes estados.

Plantación autorizada por el gobierno de EE.UU a la Universidad de Misisipi,

Plantación autorizada por el gobierno de EE.UU a la Universidad de Misisipi,

Tres representantes del gobierno afirmaron al New York Times de que la DEA autorizará a universidades tener cultivos de cannabis para investigación. Hasta el momento, solamente la Universidad de Misisipi recibe material vegetal para estos propósitos y muchas veces enfrentan problemas para obtenerlo.

¿Qué sucede ahora?

En el corto plazo, la situación no cambiará. El cannabis seguirá estando prohibido a nivel federal. Sin embargo, así lo ha sido durante décadas y la declaración reciente no tiene cómo detener las regulaciones actuales.

¿Es cierto que no hay suficientes estudios?

La Drug Policy Alliance, una organización importante en la reforma de las políticas de drogas en ese país, manifestó que “la DEA continua ignorando la investigación y pone a la política encima de la ciencia.”

Solo en EE.UU son 25 Estados que permiten el uso médico del cannabis en múltiples enfermedades. La evidencia y la comunidad médica de estos lugares respalda tratamientos para el Parkinson, Alzheimer, Lupus, Síndrome Tourette, artritis, entre muchas otras.

La DEA recibe un presupuesto anual cercano a los 1 trillón de dólares para combatir a los consumidores de cannabis y otras sustancias. Si se pasara la regulación a nivel federal; la cantidad de redadas y los encarcelamientos disminuirían considerablemente.

Los policías encargados de estas unidades se sienten vulnerables a perder sus empleos.

¿Qué otras drogas se encuentran en esta lista?

En la Lista I de sustancias peligrosas se encuentran -además del cannabis- la heroína, opio, metadona, hoja de coca, cocaína. Y como sucede con otras drogas, algunas de ellas han demostrado tener valor terapéutico para diferentes enfermedades.

¿Esta decisión impacta a los mercados que permiten la venta para adultos o el uso médico de cannabis en la actualidad?

En el 2014, el Departamento de Tesorería dio permiso a los bancos a hacer negocios con negocios legales de cannabis en los que se estipularon condiciones para el servicio. Asimismo, el Ministerio de Justicia anunció en el 2013 que no interferiría con los estados reguladores siempre y cuando la sustancia se aleje de las manos del mercado negro, propiedad federal y del alcance de los niños.

Esta semana una encuesta informó de que el número de consumidores de cannabis en este país asciende a 33 millones de adultos. Cada uno de ellos forman parte de casi la mitad de la población que está a favor de la legalización federal.

El próximo paso en este camino lo darán los habitantes de California cuando voten en noviembre una iniciativa como la que ya existen en Oregon o Colorado.

 

Share on TumblrShare on WhatsApp Share

Comments

comments

Leave A Reply