Fertilizantes Orgánicos vrs Fertilizantes Químicos

40 0

A la hora del criar plantas de cannabis u otro tipo, los nutrientes que estén presentes en la tierra jugaran un papel muy importante para su desarrollo. Dichos nutrientes también conocidos como ferlitizantes, pueden ser orgánicos o químicos.

Síguenos En Facebook

Tradicionalmente, la agricultura utiliza desechos naturales que enriquecen la tierra de nutrientes esenciales como el Nitrogeno, fósforo y Potasio por medio de abonos con los que se enriquecen los cultivos. Este método es ampliamente utilizado en la actualidad.

Los avances modernos de la agricultura especificamente desarrollados a partir del Siglo XX, llevan a desarrollar maneras para recrear el nitrógeno combinado con gases de hidrógeno natural que crean el compuesto químico conocido como amoníaco, de la mano de Fritz Haber. Esto motivó a craer fertilizantes químicos a bajo costo como los conocemos hoy en día.

Debido a que existe un continuo debate sobre cuál método es mejor, preguntamos a algunos cultivadores de cannabis con experiencia y su preferencia.

Fertilizantes Orgánicos:

Los fertilizantes orgánicos son aquellos provientes de desecho animal o vegetal. Un buen abono puede contener todo tipo de minerales con los que se enriquece el suelo y, las plantas.

“Prefiero el cultivo orgánico porque es el mejor que hay. Se pueden preparar los mejores nutrientes sabiendo que son totalmente libres de agroquímicos que se hayan ido por ahí en la mezcla” opina Carlos Brenes, cultivador con más de 10 años de experiencia.

Uno de los beneficios que apuntan los fertilizantes orgánicos estaría también relacionados al incremento de los terpenos en las flores al finalizar el proceso. Además, uno de los aportes esenciales a la hora de trabajar la tierra es el enriquecimiento de la tierra con los años, sin embargo, se necesitan espacio coonsiderable para lograr un buen compuesto.

“En lo orgánico se trabaja con tierra viva, los microorganismos de la tierra y la creación de antibióticos. Así tenemos más beneficios. Trabajar orgánico es un mundo nuevo, trabajar con vida” puntualizó.

Algunas desventajas que señalan algunos van desde el costo que tiene realizar un compuesto orgánico profesional, presencia de insectos y pestes (que pueden ser controladas), y la temperatura podría ralentizar el proceso de absorción de microorganismos.

Fertilizantes Químicos

Los fertilizantes químicos se extraen y sintetizan a partir de formúlas químicas ya establecidas de acuerdo con el Nitrógeno, fósforo y potasio, o bien, se ambietan a los diferentes estados de la plantas.

Según fuentes consultadas, existen diferentes procesos patentados para lograr estos objetivos. Si hablamos de la extracción de potasio y fosfato, son provenientes de minerales y el nitrógeno a partir del proceso Haber-Bosh. El objetivo es optimizar estos elementos para lograr más altos nutrientes para la tierra.

“Yo utilizo la marca Canna y los resultados son bastante buenos. Eso sí hay que estar pendiente con las instrucciones y las cantidades, sino se queman las plantas” comentó Marcial Arroyo.

Algunos beneficios encontrados en este tipo de fertilizantes por los cultivadores son los siguientes:

-Rápido crecimiento y mejora en la producción de cannabinoides

-Absorción rápida de nutrientes.

-Precios convenientes.

-Fácil de conseguir.

-Mediciones exactas

Sin embargo, existen a la vez algunas deficiencias reportadas. Por ejemplo, Arroyo comenta que al inicio muchas de sus plantas se quemaron debido a la sobre exposición de nutrientes. Otra de las desventajas pueden estar relacionadas con la tierra. Por ejemplo: impacto del ambiente circundante, eliminando algunos elementos del suelo. Además, no se alimentan de nutrientes propios del suelo, sino que provienen de fuentes no renovables.

El método de cultivo dependerá también de los motivos de quien cultiva y la calidad que desee obtener. Ningún método se sobrepone ante el otro. De hecho muchos de los jardines con las genéticas más cotizadas en lugares como Estados Unidos se realizan orgánicos y en exteriores. Así existe también niveles de concentración que se logran con mejor manejo en interiores.

La diferencia estará en el incremento de la producción y las variables que se desarrollan según las motivaciones. En ese sentido, son dos formas de cultivo que a larga pueden combinarse para mejor las cosechas.

Share on TumblrShare on WhatsApp Share

Comments

comments

Leave A Reply